Valdebebas pide que se investiguen las irregularidades del Campus de la Justicia y que se concluya el proyecto con una gestión responsable

Valdebebas pide que se investiguen las irregularidades del Campus de la Justicia y que se concluya el proyecto con una gestión responsable

20 abril 2018

La Junta de Compensación de Valdebebas, ámbito urbanístico en el que se encuentra el proyecto fallido del Campus de la Justicia ha pedido hoy la depuración de responsabilidades y una investigación urgente de la gestión que desarrolló la empresa pública Campus de la Justicia S.A. entre los años 2008 y 2014.

La Junta de Compensación de Valdebebas lamenta que como resultado de dicha gestión se bloqueara y abandonara un proyecto destinado a modernizar, renovar y agrupar las sedes judiciales madrileñas atendiendo a una demanda creciente del sector y de todos los madrileños.

En este momento, asegura el presidente de la Junta de Compensación de Valdebebas Cesar Cort, “el Campus de la Justicia es una ciudad fantasma de 260.000 metros cuadrados en cuyos suelos se han invertido decenas de millones de euros en hormigón y sobre el que ya se construyeron las infraestructuras subterráneas del complejo, que son perfectamente aprovechables”. “Las inversiones más caras ya se han realizado, lo lógico es retomar y concluir el proyecto”.

Cort recuerda que “Valdebebas adaptó su diseño urbanístico y modificó su Primer Plan Parcial para recibir a la futura Ciudad de la Justicia. Posteriormente, a petición de la Comunidad de Madrid, se trasladaron zonas verdes de la urbanización adosándose a la parcela del Campus de la Justicia para así crear una banda de seguridad en torno al proyecto. La Comunidad de Madrid, tiene el compromiso moral con la Junta de Compensación y con la Ciudad de Madrid de traer a esta localización este proyecto”

En este momento en el fallido Campus de la Justicia solo se erige un único edificio: el Instituto de Medicina Legal. El conocido como Donut de Valdebebas, un edificio de forma esférica, con ocho plantas y 13.500 metros cuadrados, lleva abandonado desde el año 2010. Tuvo un coste de construcción de 21,4 millones de euros y consume cada año 176.000 euros en mantenimiento y seguridad. Se calcula que desde su construcción la Comunidad de Madrid ha gastado en su mantenimiento más de un millón y medio de Euros, a los que hay que sumar el pago del IVA que supuso transferir esta instalación al inventario de la Comunidad de Madrid. Más de 8 millones de deuda tributaria.

La junta de Compensación de Valdebebas apoyó en su día la iniciativa del sindicato de funcionarios CSIF de trasladar la antigua sede del Anatómico Forense de Madrid, cuyas instalaciones, prácticamente finalizadas, se encuentran en desuso. Una iniciativa que también ha quedado pendiente  por el bloqueo político.

 

Compártelo en: